viernes, 18 de febrero de 2011

Los Ciclos de Tiempo y los Cambios Planetarios



Para las tradiciones antiguas el tiempo era una danza sin fin de ciclos, como ondas que unen el pasado y el futuro.

La ciencia moderna adhiere creando un concepto llamado espacio-tiempo.

Todos los  ciclos de tiempo llevan consigo las mismas características que las del ciclo pasado pero con mayor intensidad.

Usando un código que recién comenzamos a entender, los mayas  mapearon el tiempo calendario en fractales.

Al comprender los ciclos MENORES y los CICLOS MAYORES que representan un todo, se pudieron conocer los ciclos del futuro, esto incluye la fecha de la que estamos pendientes hoy en día, el 21 de diciembre de 2012.

La clave  para entender el misterio del 2012 es posible debido a que aprendimos a leer un mapa del tiempo y con ello saber que estamos viviendo el fin de un ciclo de  tiempo, una era.

 De ninguna manera el fin del mundo sino el fin de una ERA del mundo.
La ERA  presente comenzó en 3113 AC. y va a terminar en 2012 DC.

El fin de algo también marca el comienzo de lo que sigue y el fin de este tiempo representa  una nueva era para nuestro mundo, lo que antiguas tradiciones llaman el nuevo gran ciclo.

Desde la interpretación del antiguo Mahabarata (India), a las tribus indígenas y los textos bíblicos entre otros, se supo con mucha anticipación que el fin de un ciclo de tiempo iba a llegar a su fin. Siempre ha sucedido.

Cada 5125 años finaliza un ciclo de tiempo. Cinco de esos ciclos de 5125 años generan un ciclo mayor de 26.000 años.

Esto era bien conocido especialmente por los aztecas que nos han dejado un importante legado en la famosa Piedra del Sol

Los cambios que caracterizan estos ciclos son el cambio climático, el cambio del campo magnético de la Tierra, la pérdida de recursos, el deshielo de los polos, el aumento del nivel de los mares; y todo esto lo sabían las antiguas civilizaciones y SIN la ayuda de satélites  o computadoras que los ayudasen a prepararse para un cambio tan radical.

El hecho de que hayan podido contarnos la historia es el indicador de que han sobrevivido a esos cambios, y más allá de sólo sobrevivir, aprendieron cuales son las dificultades que acompañan a   los cambios.

Ellos mismos dicen que quienes los antecedieron les ayudaron a vivir su cambio y ahora son ellos que nos ayudan a vivir este cambio.

Pudieron decirnos lo que significa vivir un momento tan raro en la historia del planeta.

Por suerte este tipo de eventos son muy distantes en el tiempo.

Solo cinco generaciones han vivido en los últimos 26000 años estos cambios y nosotros somos la última Generación.

Cuando traducimos esto a nuestro sistema conocido del tiempo, el mensaje se hace claro y nos dice que nuestra era presente termina en el solsticio de invierno (hemisferio norte, solsticio, de verano hemisferio sur) el 21 de diciembre de 2012.

Recién  hace unos 60 años la ciencia a través de computadoras, satélites, equipos con sensores remotos pudieron descubrir el final de una era y los cambios que traen a nuestra vida.

Con esto hemos podido verificar que los patrones de cambio climático,  patrones de guerra y paz, inclusive nuestro crecimiento espiritual, todo parece estar directamente influenciado por los cambios planetarios que ahora están siendo documentados por los mejores científicos del mundo.

Esto nos permite saber qué podemos esperar y como prepararnos  para UN CICLO QUE YA comenzó. Si bien nos es fácil entender ciclos menores como las lunaciones y las estaciones del año;  no es tan sencillo entender el cambio de una era mientras nos movemos por la galaxia, pero lo que si debemos entender es que el final de uno de estos grandes  ciclos significa el final de todo lo que existe en el presente.

Debido a la actual actividad solar; favor no exponerse demasiado al Sol a partir del día 17 de Febrero y por unos 10 días como mínimo. Desde ese día en adelante tendremos alteraciones en el campo magnético terrestre lo que afecta nuestra salud psicofísica.

Fuente:
http://www.thecamino.com.ar/home.html

No hay comentarios: