jueves, 26 de enero de 2012

MERKABA: TECNICAS DE SANACION Y LIBERACION

TECNICAS DE SANACION Y LIBERACION DE ENTIDADES A TRAVES DEL MERKABA por Drunvalo Melchizedek

de Rolando Vargas, el jueves, 26 de enero de 2012 a la(s) 16:27



Ahora, hay un tema levemente nuevo que voy a señalar aquí. Muchas de las curaciones que no tienen lugar, sin importar lo que el sanador haga, se deben a que hay algo dentro de la persona que la está frenando. Estamos hablando de algo más que patrones de creencia. Esto es algo que muchos sanadores prefieren evadir, pero que es absolutamente necesario señalar si la persona tiene ese problema.

Esto trae a colación el tema de las entidades y pensamientos disfuncionales que no son parte de la persona, y que sin embargo viven dentro de la persona.

Estas entidades actúan como parásitos. No son la persona, pero esa persona que las tiene, las atrae por medio de los pensamientos, emociones, sentimientos o acciones. Con su presencia, estas entidades pueden evitar que la sanación tenga lugar, como también causar directamente enfermedades mayores.


¿Qué es una entidad? 
Es un ser viviente que viene de otra dimensión y que entró de alguna forma en este mundo. En el mundo de donde vienen son necesarias para el universo como un todo. Pero aquí son un problema.



Hay otra clase de entidades que simplemente son espíritus humanos que, debido al miedo, no han abandonado la tercera dimensión y deciden residir dentro de otra persona. Y existe otra posibilidad: la de espíritus extraterrestres que pueden ser o no de esta dimensión pero que están en el lugar inadecuado en el momento incorrecto.

Para comprenderlo, digamos que es algo similar a los niveles celulares dentro de tu cuerpo. Cada célula es única y vive en una parte particular del cuerpo. Tiene el trabajo de hacer funcionar el cuerpo como un todo. Parecen ser diferentes; las células cerebrales se ven diferentes de las del corazón, que son diferentes a su vez de las células del hígado y así sucesivamente.

Mientras las células estén en el lugar correcto, no hay problema. Pero si abrimos tu estómago con un corte, las células de la sangre se derramarían en tu estómago. No deberían estar ahí, entonces una sanación será necesaria para quitar estas células y frenar la influencia de células foráneas.




¿Qué es una forma de creencia disfuncional?


 Es el pensamiento de un humano u otro ser, que ha sido enviado dentro de una persona, usualmente en forma intencional. Un hechizo, una brujería, odio dirigido y así sucesivamente, pueden vivir dentro de una persona. Una vez dentro de alguien, usualmente toman alguna apariencia, que puede tener casi cualquier forma y fuerza vital. Aparecerá como si estuviera viva. Y se quita de la misma manera en que se haría si fuera un espíritu.

Todas estas posibilidades pueden ir en detrimento de la salud humana, con la excepción de las "buenas" entidades. Sí, excepcionalmente hay espíritus de una naturaleza altamente evolucionada que son buenos para la persona. Cuando se descubre uno, yo usualmente no hago nada para quitarlo. En el momento adecuado se irá por su propia cuenta.

Los que usan la terapia de hipnosis lidian con estos problemas todo el tiempo. Es usualmente lo primero que hacen. Y yo estoy de acuerdo con ellos. Después de obtener el permiso del ser superior de la persona, la primera cosa que haces es checar si tiene algunas de estas entidades o formas de pensamiento disfuncionales. Yo he encontrado que cerca de la mitad de la gente que he visto las tiene.

El origen de esas entidades se remonta usualmente al periodo en que el Mer-Ka-Ba fue mal usado en la Atlántida y las dimensiones se desgarraron, hace unos trece mil años. Y muy a menudo esas entidades han permanecido con esa alma particular por todo ese tiempo.


Pregunta a tu ser superior si te tienes que involucrar con este tipo de sanación. Si no, entonces olvídalo, pero prepárate para que algunas veces no puedas hacer mucho, mientras alguna entidad de esas viva dentro de la persona que vayas a sanar.


Voy a explicar lo que hago para quitarlas, pero por favor recuerda que no es la única forma o técnica, sino que el amor es lo más importante. Y mi camino no es definitivamente la única forma o técnica para sanar. Si estás sólo comenzando, mucho de lo que diga tal vez no tenga sentido. Lo haré lo mejor que pueda.

En el pasado, la Iglesia católica y otras usaron el exorcismo para expulsar a la entidad del cuerpo de la persona. Esto era hecho con muy poco conocimiento a nivel espiritual y la mayoría de las veces por medio de la fuerza psíquica brutal.

Los sacerdotes solamente querían quitar la entidad y no les importaba lo que le pasara a la misma. Sabían muy poco sobre el hecho de que este espíritu se mudaría a otra persona lo más pronto posible, la cual es usualmente la primera persona que la entidad ve. La entidadad tiene que vivir dentro del cuerpo de alguien. No es capaz de vivir por largo tiempo fuera de alguna forma.



Entonces, ¿qué tiene de bueno este tipo de exorcismo si la enfermedad, la entidad, permanece viva dentro de la humanidad? Está en un mundo que no es el que le corresponde. Tiene miedo y es muy infeliz. Estas entidades son parecidas a niños pequeños, pero para protegerse en este mundo extraño han aprendido a tomar apariencias aterrorizantes y a hacer ruidos que mantienen a los humanos alejados.

Si te aproximas a ellos con amor, honestidad e integridad y los puedes convencer de que tú realmente los vas a enviar de nuevo a casa, no se van a resistir e inclusive van a colaborar. Entonces, mi sugerencia es que trates a estas entidades como niños, sin importar lo que hagan.


Ahora veamos lo que podrían hacer. Si tú entiendes la realidad como luz que se configura con tus intenciones, entonces sabes que puedes recordar y crear las intenciones que pueden sanar todas las cosas. No le tengas miedo a esas entidades o formas de pensamiento disfuncionales.

No te pueden hacer nada mientras te conectes a ellos sólo por medio del amor; en este estado particular de conciencia eres inmune. Si te conectas con ellos por medio del miedo, energía sexual, experiencias con drogas o cualquier experiencia que los traiga a tu mundo interno, pueden poseerte.


Con amor, comienzo por preguntarle al ser superior de la persona si existen entidades o energías disfuncionales en ella. Si dice que sí, inmediatamente pongo un campo mental en la forma de un octaedro (dos pirámides unidas por la base) que rodean a la persona y a mí también. Esto lo hago por dos razones: no permitirá que el espíritu se escape y se meta en el cuerpo de otra persona y proveerá una ventana dimensional, por la punta del octaedro, para enviar al espíritu de vuelta a su mundo de origen.


Entonces invoco al arcángel Miguel para que me apoye. A él le gusta mucho hacer este trabajo porque hace que el universo se aproxime un poquito más al orden. Él se sitúa a mi espalda y ve por encima de mis hombros. Trabajamos juntos como unidad. Él trabajará contigo si se lo pides.


Luego poso mi mano en el ombligo de la persona y le pido a la entidad que se presente. Luego me comunico telepáticamente con el(los) espíritu(s). He conseguido que no sea necesario hacer que la entidad hable por la boca de la persona (esto hace que las cosas sean más complicadas y puede producir miedo). Una vez que estoy en comunicación telepática con el espíritu, le envío amor para que sepa que no he venido a "atraparlo" sino que estoy interesado en el bien de él también.


Cada espíritu fue creado por Dios por alguna razón y sirve a algún propósito sagrado en el esquema general de la vida. Nada se ha hecho nunca aleatoriamente. Yo le digo a la entidad que mi propósito es enviarlo de vuelta al mundo de donde vino. Y lo digo de verdad. Una vez que el espíritu se convence de que realmente estoy haciendo eso, es fácil.

Luego siento e internamente veo al espíritu. Estas entidades tienen muchas apariencias y formas, que pueden parecer extrañas a los novatos. Muy a menudo tienen forma de serpientes o insectos, pero pueden  aparecerse en casi todas las formas.



En el momento adecuado comienzo a sacar al espíritu del cuerpo. Una vez que el espíritu está fuera, alrededor de un metro, se lo entrego al arcángel Miguel y él lleva al espíritu hacia arriba, a la punta del octaedro, y lo envía a través de las dimensiones de vuelta a casa. Miguel sabe exactamente qué hacer.

Esto se convierte en una situación de ganancia/ganancia para ambos, la persona y el espíritu. El espíritu regresa a casa, que para él es como ir al cielo. Así puede cumplir su sagrado propósito en la vida y ser feliz. Y la persona curada está sola en su propio cuerpo, muchas veces por primera vez en miles de años, capaz de funcionar en una forma nueva y saludable. Muchas enfermedades pueden simplemente eliminarse, ya que era el espíritu quien estaba causando los problemas en primer lugar.

Una pequeña nota al margen. La razón por la cual pongo mi mano en el ombligo es porque he encontrado que es el mejor lugar para quitar espíritus. Ellos normalmente entran al cuerpo por un chakra específico en la base del cráneo que es llamado el occipital.

Generalmente una persona atrae entidades por haber usado drogas pesadas o alcohol, con lo que se hizo vulnerable, o porque la entidad encontró una abertura en el uso de la energía sexual de la persona, o porque la persona ha pasado por un estado de miedo extremo y ha estado indefensa. Hay otras formas, pero estas tres son las razones más frecuentes que he encontrado.



Una vez que el espíritu se ha ido y demuestra que realmente se fue a casa, casi siempre, si hay otros espíritus, éstos se alinearán y te ayudarán sin lucha, para ir a casa ellos también.

Yo sé que este es un tema extraño pero es real. Yo he observado los resultados en miles de personas y he visto cómo esto les ha ayudado a estar sanas de nuevo.

Les voy a dar un par de ejemplos. El año pasado, en México, un joven desconocido vino a mí después de un taller diciéndome que necesitaba ayuda. Dijo que durante un año no había podido controlarse en muchas formas. Creía que tenía un espíritu dentro y me preguntaba si sería verdad.


Después de pedir permiso, le hablé a su ser superior, quien dijo que sólo había un espíritu dentro de él y que procediera en mi forma habitual. El espíritu se presentó y comenzó a hablar en inglés, pero con marcado acento italiano. Yo me reí para mis adentros, ya que nunca antes había escuchado a un espíritu con acento italiano. Hablamos por unos quince minutos. Finalmente me dijo que se iría y en unos cuantos minutos más todo terminó.

El joven se sintió mucho mejor y comenzamos a hablar. Yo le pregunté cómo creía que se había abierto a este espíritu. El respondió que no sabía a ciencia cierta cómo había pasado, pero que sí estaba seguro dónde. Yo le pregunté dónde. Él dijo: "En Italia". Yo dije para mis adentros: "Por supuesto". Este espíritu era un humano que hasta ahora había tenido miedo de partir.

Otro ejemplo es de Europa. Una mujer y su esposo vinieron a uno de mis talleres. Habían estado casados por años y se amaban mucho, pero a medida que iban envejeciendo, ella comenzó a tener fantasías sexuales con un hombre "imaginario". No era porque el sexo entre ella y su esposo no fuera bueno. Simplemente las fantasías comenzaron.  

A medida que el tiempo pasaba, este hombre imaginario comenzó a tomar más y más energía sexual de ella, hasta que un día no pudo tener ningún orgasmo,excep to con el hombre imaginario.

Ella dejó de hacer el amor con su esposo y desde su punto de vista no lo podía evitar. Este hombre imaginario la hacía tener sexo de dos a tres veces al día, en cualquier momento que él quisiera, no ella. Ella no tenía ningún control.


Esto podría haber sido un problema mental o emocional, pero en este caso no lo era. Era un hombre real "imaginario" de otra dimensión. Ella había abierto la puerta por medio de las drogas. Había dejado de usar drogas, algo que había hecho sólo dos veces, pero ya era demasiado tarde. Este hombre estaba dentro de la mujer.


Después de pedir permiso, hablé con su ser superior por largo rato. El espíritu dentro de ella era un ser altamente inteligente. No había que bromear con éste. Cuando lo contacté, ya sabía lo que yo iba a hacer. Él sostuvo una conversación muy profunda conmigo durante veinte minutos y quiso ver al arcángel Miguel.

Así que lo invité a sacar su cabeza por el estómago de la mujer para que viera por sí mismo. Cuando miró a Miguel yo supe, por la expresión de su rostro, que estaba impresionado. Inmediatamente se sumergió de nuevo en el cuerpo de ella, me miró y me dijo que necesitaba más tiempo para pensarlo. Me pidió que lo contactara al día siguiente.


Al día siguiente la señora me dijo que había hablado con él casi toda la noche. Le dijo que la amaba y que realmente no se quería ir, pero que había decidido que sería lo mejor para ambos. Y entonces, por supuesto, habían tenido sexo de nuevo.

Esa tarde yo puse mi mano en su estómago y lo contacté de nuevo, como me lo había pedido. Él simplemente dijo: "Buenas tardes. Quiero decirte que tú me agradas mucho y que quiero agradecerte por asistirme de esta manera". Luego dijo que estaba listo para salir. Yo lo alcé y Miguel lo tomó por los hombros y lo llevó al mundo al que pertenecía. Sin ninguna resistencia.

Cuando le dije a la mujer que todo había terminado, estaba maravillada. Dijo que no había sentido nada. Luego ella me miró y me dijo: "Él quería que te dijera que tú le agradabas".

Esa noche ella y su esposo hicieron el amor por primera vez en mucho tiempo. A la mañana siguiente estaban tan felices que decidieron tener una segunda luna de miel. La vida estaba comenzando de nuevo.

Detalles: asegúrate de que sacas todos los restos del cuerpo. Muchas de estas entidades podrían dejar huevos o alguna clase de resto. Pregunta dónde están o siéntelos y sácalos para que se vayan con ellos. Si dejas estos restos, la persona puede que se enferme o que conserve la enfermedad causada por el espíritu.


Un último informe. Personalmente, si me siento mal o algo no va bien, lo cual no es frecuente, espero un rato antes de sanar la situación. ¿Por qué? Porque quiero saber por qué produzco esa experiencia desequilibrada en mi vida.

Reviso mi vida. Yo quiero saber qué fue lo que pensé, sentí, dije o hice, o cómo lo viví, que creé esa enfermedad, para que la pueda corregir y no regrese en alguna otra forma. Yo espero a la sabiduría.




Un Mensaje Final y una Historia


Estoy seguro de que ustedes habrán oído esto: "No existen límites en
este mundo, excepto aquellos que tú mismo(a) te pones".

Diana Gazes, la de la historia anterior, dejó la televisión y se fue a Hawai a aprender sobre ella misma. Se tomó un permiso para ausentarse del mundo del cine. Podía mirar cucharas y doblarlas con sus pensamientos, y enseñaba a las personas, en su mayoría en las corporaciones, a trabajar con energías psíquicas. Ella es una persona muy psíquica y quería explorar más esa parte de sí misma.

De cualquier manera, estaba en Hawai y decidimos hacer un experimento psíquico que ella quería hacer. Los detalles del experimento no son importantes; lo íbamos a hacer por diez días y cada día yo la iba a llamar para verificar los resultados.


Lo hice el primer día y la llamé, lo hice el segundo día y la llamé. El tercer día decidí: "Creo queno voy a hacer el experimento hoy y veré qué pasa". Después de que se suponía que lo habíamos completado la llamé, y no obtuve respuesta. Algo había pasado. Ella no estaba allí. Yo no sabía qué hacer, así que le pregunté a los ángeles: "Bueno, ¿qué puedo hacer con esto?". Ellos dijeron: "Aquí está su número telefónico. Llámala".

Entonces la llamé a ese número telefónico que vino de la nada, preguntándome qué pasaría. Para mi sorpresa (los ángeles nunca se equivocan), Diana tomó el teléfono. Yo le dije: "Hola Diana". Ella respondió: "¿Quién llama?".

—Soy yo, Drunvalo.
-¿Drunvalo?
Sí, ¿cómo estás? Suenas extraña.
iDrunvalo ? ICómo...?

Ella se quedó callada por un momento y luego dijo: "¿Cómo puede pasar esto? Drunvalo, yo estaba caminando frente a esta cabina telefónica y el teléfono sonó. ¿Cómo has hecho esto?".

Entonces, sólo ten fe en ti mismo (a), confía en ti. Dios está dentro de ti, definitivamente. Puedes sanar todo. Puedes hacer que tu cuerpo y tu mundo estén en equilibrio perfecto con amor. La vida fluye y se hace más fácil, no más difícil.

Fuente: Libro "El antiguo secreto de la flor de la vida" por Drunvalo Melchizedek.







No hay comentarios: